Composición de e-liquids de CBD comercializados en Europa; cuantificación del cbd y acetato de vitamina e

El 25 de febrero de 2020, el Centro para la prevención del Control de Enfermedades (CDC), con la Administración de Drogas y Alimentos de los EE. UU. (FDA), los departamentos de salud estatales y locales y otros socios clínicos y de salud pública, publicaron un último informe actualizado sobre el brote nacional de lesión pulmonar (EVALI) asociado con el uso de cigarrillos electrónicos y / o productos de vapeo. De 2807 casos hospitalizados, 68 fueron mortales. Los daños pulmonares fatales se atribuyeron al acetato de vitamina E, que se encontró tanto en los productos de vaporización como en los fluidos pulmonares de los sujetos afectados [1].

En noviembre de 2019, se reportó un caso de muerte en Bélgica asociada al uso de cigarrillos electrónicos que contenían Cannabidiol (CBD) [2].

OBJETIVO

El objetivo del estudio es determinar la presencia de vitamina E y/o acetato de vitamina E así como de otras posibles sustancias perjudiciales, en muestras comerciales de e-liquids enriquecidos con CBD y comercializadas en Europa.

METODOLOGÍA

Pruebas de identificación

Entre finales de 2019 y principios de 2020 se compraron en diferentes establecimientos (vía internet, estancos y tiendas físicas) 1 unidad (botella) de 15 marcas diferentes de e-liquids enriquecidos con CBD.

Cada una de estas botellas se analizaron mediante cromatografía de gases con detector de masas (GC-MS) en modo SCAN que nos permite obtener información del contenido total de las muestras. Las sustancias separadas y detectadas por el cromatógrafo se compararon con bases de datos (librería NIST) que permitieron identificarlas con un determinado grado de fiabilidad. El análisis de identificación se realizó con dos métodos cromatográficos distintos y en laboratorios distintos, lo que nos permite obtener un abanico mayor de las sustancias presentes. Así mismo, uno de los métodos empleados se realizó usando dos técnicas de inyección distintas, inyección directa y Headspace.

Mientras que las pruebas anteriormente descritas permiten la identificación de un gran número de sustancias presentes en las muestras, adicionalmente se realizó una prueba de identificación específica para la vitamina E y el acetato de vitamina E mediante GC-MS. Esta prueba se realizó siguiendo las directrices de la Pharmacopoeia Europea (04/2005:0439) para la identificación de estas dos sustancias.

Pruebas de cuantificación

Una vez obtenidos los resultados de identificación, se procedió a la cuantificación de CBD mediante cromatografía líquida con detector de diodos (HPLC-DAD) y de acetato de vitamina E mediante GC-MS. En ambos métodos, las muestras se analizaron por duplicado.

RESULTADOS

Pruebas de identificación

La mayoría de las muestras (14 de 15) mostraban la presencia de propilenglicol (PG) y glicerina (VG), los cuales suelen ser la base de los e-liquids. y una de ellas ninguno de los dos. En esta última se identificaron escualano y glicerol tricaprylate, así como una forma de vitamina E. En las pruebas específicas de identificación de vitamina E y acetato de vitamina E, esta misma muestra dio positivo para la presencia de acetato de vitamina E.

Además de estos compuestos, la mayoría de las muestras (12 de 15) presentaban terpenos que también se encuentran de forma natural en las plantas de cannabis. Los más comunes fueron el beta cariofileno que se encontró en 10 de las 15 muestras, el limoneno en 8 muestras y el beta-mirceno y el farnesene en 7.

También se encontraron otros fitocannabinoides distintos al CBD; en todas las muestras se identificó d9-THC y en 12 de ellas CBDV.

En una muestra se identificó por los dos métodos la presencia de alcohol bencílico, el cual puede causar tos. mareo y dolor de cabeza [3].

Pruebas de cuantificación

Con respecto al CBD, 14 de las 15 muestras presentaban en los análisis valores más bajos de los declarados en el etiquetaje. Solo 4 muestras presentaban valores inferiores al 10% de diferencia con lo declarado (-6%, -3.4%, -2.5% y -8%). En promedio, el CBD se encontró en un 27% más bajo que las concentraciones declaradas en las etiquetas con extremos que van de + 6.67% a -78.33% de CBD. Solo 1 muestra tenía valores más altos de los declarados (6,67%). El coeficiente de variación (CV%) del análisis por duplicado fue muy elevado para algunas muestras (hasta 40.03%), lo que indica una falta de homogeneidad del producto.


Figura 1.Concentración de CBD en las muestras analizadas vs declarado en la etiqueta

La muestra que se identificó como positiva en acetato de vitamina E arrojó un resultado en las pruebas de cuantificación de 244.48 mg acetato de vitamina E en cada gramo de muestra.

CONCLUSIONES

En este estudio se ha confirmado la presencia de acetato de vitamina E en uno de los 15 productos estudiados.

No hay datos sobre la cantidad de este compuesto que puede ser perjudicial cuando se inhala mediante los e-liquids. Sin embargo, las referencias anteriores que existen sobre el uso de estos cigarrillos electrónicos y la presencia de acetato de vitamina E en personas con graves problemas pulmonares, hace desaconsejable su consumo.

Del mismo modo, la presencia de otros compuestos como el alcohol bencílico, que pueden causar a corto y largo plazo problemas pulmonares, ponen de manifiesto un necesario mayor control sobre la composición de estos productos, bien sea limitando su uso o informando en la etiqueta.

La presencia de d-9 THC en todas las muestras hace que, dependiendo de la cantidad consumida, se puedan dar resultados positivos a esta sustancia en los tests de drogas.

En cuanto al contenido en CBD, la desviación entre lo declarado y lo cuantificado en algunas muestras es muy elevada así como la falta de homogeneidad, dejando en evidencia la falta de control y de buenas prácticas a la hora de producir el producto.

También se observa la tendencia a adicionar a los e-liquids terpenos que se encuentran en la planta del cannabis, pretendiendo quizás asemejar el aroma del e-liquid con el aroma de la planta.

Descarga el estudio completo (pdf)

REFERENCIAS

[1] https://www.cdc.gov/tobacco/basic_information/e-cigarettes/severe-lung-disease.html

[2] https://hemptoday.net/vape-rules-europe/

[3] https://pubchem.ncbi.nlm.nih.gov/compound/244

Este estudio ha sido realizado y financiado por fundación CANNA en colaboración con Phytoplant Research S.L. y el Institut de Recerca i Tecnologia Agroalimentàries (IRTA)

No está permitido el uso de nuestros contenidos con fines comerciales.
En caso de descargar y usar nuestros contenidos será con fines exclusivamente educativos y deberán ir siempre debidamente acreditados.